No me toques los miércoles

– ¡Mírala! Ya está embobada mirando fotos del finde –comenta Teresa mientras se sienta, señalando a Valeria, que está totalmente absorbida por su Instagram.

– No, no son del finde. Son las fotos del fiestón al que fuimos por fin Lucía y yo, la FeelFreeParty. Es que están colgadas todas las fotos que nos hicimos en el photocall en el hashtag oficial #MiDecicionMásLibre. Mira, aquí estamos las dos degustando un coctel … –responde. Y le muestra el teléfono a Teresa.

– ¡Ah! Así que al final también fuiste, Lucía.

– Sí, al final me animé, y me vino bien para dejar de pensar por unas horas en la boda. Ya no queda nada y estoy tan nerviosa y despistada que soy capaz de ir con una coliflor al altar en vez de con mi ramo de flores silvestres.

– Bueno, ¿y qué tal estuvo?¿Hubo tanto glamour como esperabas, Valeria?

– La verdad es que mucho más… ¡Vimos cada modelito! Además, fue muy divertido porque estuvimos con una personal shopper que nos asesoró y nos dijo qué tipo de prendas me hacen mejor culito y qué colores me favorecen más. También nos enteramos de las últimas novedades en temas de make up… ¡Nos lo probamos todo! Y esto te va a encantar, Teresa: incluso había un sitio donde nos explicaron muy bien cómo cuidar nuestra salud, qué métodos anticonceptivos hay y cómo escoger el que más nos conviene a cada una –le sonríe satisfecha a Teresa.

– ¡Anda! ¡Espero que tomaras buena nota y te quedara todo claro!

La FeelFreeParty y sentirse libre

– Ja, ja, ja. Sabía que me dirías eso. Pues claro que sí, ya sabes que yo me lo paso bien pero que soy muy responsable –le contesta poniendo voz repipi para hacer rabiar a su amiga.

– ¿Y tú qué te cuentas, Teresa? Explícanos… ¿Esta semana qué habéis hecho Fernando y tú? ¿Habéis jugado a la chica atrapada que es rescatada por su bombero?

– ¡Uy! Pues esta semana la verdad es que ha sido todo más convencional porque hemos estado muy liados, pero eso no le quita gustito al tema… Estoy muy contenta, ya me ves que tengo una sonrisa de oreja a oreja. Y tan contentos se nos ve que resulta que la gente no para de decirnos que se nos ve estupendamente e incluso nos preguntan si no estaremos buscando un tercer retoño. ¿Os lo podéis creer? Ahora que los tengo medio criados y comen solos… ¿ahora voy a tener otro? Vamos… De eso nada… Si incluso me estoy planteando el tema del DIU como tú, me he estado informando de las diferentes opciones pero en este momento el que mejor encaja en mi situación personal es el DIU, Lucía, porque me lo pone el ginecólogo y me puedo olvidar durante un tiempo.

– Pues que digan lo que quieran, Teresa. Si tú lo tienes claro y Fernando te apoya … no hay más que hablar –la corta Lucía–. Yo ya te lo recomendé desde el principio.

– Di que sí, Teresa. Ahora dedícate a ti, que ya has colaborado con la sociedad trayendo esas dos criaturas al mundo. ¡Al final me lo voy a plantear incluso yo! Total, en el stand de la fiesta nos lo explicaron muy bien y me gustó mucho la idea de sentirme totalmente libre, sin horarios ni despistes. Eso sí, yo, por ejemplo, también debería usar condón porque no tengo pareja estable.

– ¿Y tú no eres muy joven? –le pregunta Teresa.

– No, no. De hecho, el DIU es para cualquier edad. Además, yo tengo tan claro como tú que no quiero hijos durante un tiempo.